almacen

Con los tratamientos que esta empresa ofrece tanto para naves nuevas como en recuperación de suelos dañados se consigue incrementar la dureza y resistencia del pavimento, eliminar los problemas de polvo y facilitar la limpieza

El sector hortofrutícola español mueve cada día millones de kilos de frutas y hortalizas. Un trabajo para el que contar con unas instalaciones de calidad es fundamental.

Así, disponer de la maquinaria más puntera para el tratamiento del producto es fundamental, pero también lo es que las propias instalaciones estén en las mejores condiciones y en ese punto el estado del suelo de las grandes naves juega un papel fundamental, tanto en imagen como en facilitar el trabajo de los empleados.

En este sentido, Durotec, pionera en el tratamiento de suelos de hormigón, se ha convertido en la empresa de referencia para el sector hortofrutícola, porque ha conseguido dar respuesta a los distintos problemas que presenta actualmente el suelo de cualquier nave hortofrutícola.

Por un lado, los tratamientos que lleva a cabo tanto sobre suelos nuevos como en la recuperación de suelos dañados han conseguido acabar definitivamente con el problema del polvo que desprende el hormigón, algo que en mayor o menor medida siempre se produce y que en un sector como es el agroalimentario es muy importante. Así, con un tratamiento químico y mecánico consigue ofrecer un acabado que elimina el polvo al 100% con garantía de hasta 20 años.

Otro de los valores que más aprecian las empresas del sector que han contado ya con los servicios de Durotec como pueden ser la cooperativa almeriense Cohorsan, que pertenece a Unica Group, o la empresa castellonense Hermanos Bruñó, entre otros, es la facilidad de limpieza de sus suelos y además conseguir que las naves se vean siempre limpias. Un beneficio no sólo para la empresa en operatividad, ya que cada día registran un volumen de actividad muy elevado, sino también de imagen ante los clientes.

Junto a la eliminación del polvo y la mejora de la imagen y de la limpieza, otros dos aspectos que han hecho a Durotec convertirse en referente son la mejora de la resistencia y dureza de los suelos tratados, eliminando cualquier patología del suelo como grietas, fisuras o juntas deterioradas. “El continuo paso de maquinaria y de carretillas, moviendo palés que mesas miles de kilos cada día, provoca que el suelo se dañe”, explica Antonio Jiménez, CEO de Durotec, al tiempo que añade que “los productos con los que nosotros contamos nos permite recuperar esos suelos dañados, eliminar las grietas y las fisuras, reparar y rellenar las juntas con un material flexible y resistente que deja todo el suelo al mismo nivel, lo que evita su deterioro”. El resultado es espectacular y la satisfacción de los clientes es patente, ya que esta empresa ha conseguido en diez años un crecimiento del 400%. “Estamos muy contentos por el rápido crecimiento que hemos experimentado en tan poco tiempo y, sin duda, es debido a la confianza que depositan en nosotros las empresas, pero también al buen trabajo que realizan nuestros técnicos, a la calidad de los productos con los que trabajamos y al esfuerzo que ponemos cada día para seguir innovando y buscando soluciones a los retos del mercados”, señala el CEO de Durotec.

Por otra parte, Antonio Jiménez explica que lo que diferencia los tratamientos que ofrece Durotec es “que nosotros no tratamos el hormigón a nivel tópico, como pasa con las soluciones que actualmente existen en el mercado, es decir en superficie, sino que nuestros productos penetran en el hormigón mejorando sus características y prestaciones con un proceso irreversible, que no requiere aplicación”. Precisamente esa es otra de las ventajas que diferencian a esta empresa almeriense que trabaja a nivel nacional e internacional con las compañías más importantes del sector alimentario, que su tratamiento se lleva a cabo una sola vez y no requiere de continuas reaplicaciones, ofreciendo un suelo de calidad para toda la vida.

Décimo aniversario

Este año Durotec cumple 10 años. Una década en la que esta empresa pionera en sistemas y tratamientos para suelos de hormigón no ha dejado de crecer de manera exponencial fruto de la innovación, el servicio que ofrece, la calidad de los productos con los que trabaja y de contar con el personal más cualificado y preparado del mercado, ya que la formación constante es su seña de identidad.

Los productos con los que trabaja Durotec llegan de EE UU donde desde hace décadas se aplican estos tratamientos con resultados espectaculares. Son muchas firmas internacionales las que ya optan por incluir este tratamiento en sus prescripciones de obra. Ashford Formula, Retroplate y la gama CreteClean son líderes indiscutibles del mercado y esta empresa española tiene la exclusiva en uso y aplicación para el territorio nacional.

Compartir

    Durotec ejecuta el proyecto de recuperación de suelo en las instalaciones de la cooperativa Cohorsan La Escuela de Ciclismo Bicilocura Durotec de Pulpí se une al programa de desarrollo de PMRA Racing Team